Injerto de pelo al mejor precio
Injerto de pelo al mejor precio

Tipos de alopecia

Nuestro artículo

Únete para comentar

Comentarios

Es común que las personas pierdan entre 70 y 100 cabellos diarios. Sin embargo, la alopecia es la pérdida anormal del pelo, desprendiéndose más de 100. En estos casos se considera que los afectados sufren calvicie o algún tipo de alopecia.

Para poner remedio a la pérdida progresiva del cabello el afectado debe saber de antemano qué tipo de alopecia padece. Para ello debe acudir a un especialista para que le valore y diagnostique cuál es su caso, sólo de ese modo podrá buscar la solución más efectiva a este problema que cada vez más hombres padecen.

Alopecia: qué es

La alopecia es la caída prematura del pelo o ausencia de cabello en alguna parte del cuerpo. Esta enfermedad se puede clasificar en numerosos grupos según cómo se manifieste y el origen.

La alopecia no sólo se sufre en el cuero cabelludo, también es común que algunas personas estén afectadas por la pérdida de pelo en barba, cejas, axilas, pestañas o en la zona genital.

No existe un patrón común para todos los tipos existentes de alopecia. Cada una de las que se explican a continuación tienen sus propias casusas y consecuencias. Por ello es importante estar informado de los tipos de alopecia y cuál es la que se sufre.

Tipos de alopecia: cicatriciales

La alopecia cicatricial se produce como resultado del daño, malformación o destrucción de los folículos. Estos folículos pilosos se sustituyen por un tejido cicatricial, provocando que ya no pueda nacer pelo nuevo.

Normalmente este tipo de alopecias suelen ser irreversibles al existirse un daño, ruptura o malformación en la estructura folicular. En estos casos no existe un tratamiento que ayude a combatir los efectos de esta enfermedad. La única alternativa posible es recurrir al injerto de pelo en aquellos casos donde existan zonas no dañadas.

Cómo se detecta esta alopecia poco común es una de las cuestiones más planteadas por quienes padecen la enfermedad. Este caso se detecta cuando se localiza calvas acompañadas por enrojecimientos y descamación.

En la alopecia cicatricial encontramos varias categorías:

  • Cicatricial primaria: producida por alteraciones hereditarias o en el desarrollo del folículo.
  • Cicatricial primaria adquirida: causadas por algunas dermatosis de origen desconocido o autoinmune.
  • Cicatricial secundaria: provocada cuando el folículo piloso es destruido a causa de un proceso tumoral, una infección o procesos físicos como quemaduras o radioterapia.
    Los tipos de alopecia se diferencian entre cicatriciales y no cicatriciales.

    Los tipos de alopecia se diferencian entre cicatriciales y no cicatriciales.

Profundizando más en el tema se diferencian en:

Alopecias por dermatosis

Su causa es una afección dérmica que sufre el cuero cabelludo. Provoca la destrucción de los folículos. 

Entre las enfermedades que pueden provocar este tipo de alopecia se encuentran: morfea, liquen escleroso, lupus, mucinosis, sacroidosis, dermatomiositis.

Alopecia infecciosa

Causa por el efecto o ataque de algún protozoo, bacteria, virus u hongo. Este tipo de alopecia se trata nada más se diagnostica, teniendo unos buenos resultado de erradicación y prevención de avance.

En este caso se encuentra:

  • Bacteriana: acné necrótico, sífilis o lepra.
  • Micótica: tiña o candidiasis.
  • Proozoaria: leishmaniasis

Alopecias tumorales

Las alopecias linfáticas, tumorales o neoplásticas se deben a la aparición de linfomas o tumores en la piel, como metástasis, carcinomas cutáneos, epiteliomas basocelulares, mastocitos o epiteliomas espinocelulares.

Alopecias síndromes clínicos decalvantes

Es el caso más inusual de alopecias que se pueden presentar en personas. Cuya causa es desconocida y se presenta como un signo clínico de afecciones como alopecia parvimaculata, foliculitis, pustulosa erosiva o pseudopelada de Brocq.

Alopecias por enfermedades hereditarias

Afecta como consecuencia del padecimiento de alguna enfermedad de tipo congénita. Las más comunes que se dan en los pacientes son: Darier, epidermólisis ampollosa, aplasia cutis, síndrome de Bloch, poroqueratosis de Mibelli.

La alopecia cicatricial es el tipo de alopecia que se produce como consecuencia de la rotura del folículo piloso y su posterior sustitución por un tejido cicatricial.

Tipos de alopecia: no cicatriciales

Las alopecias no cicatriciales son el tipo de alopecia más común entre quienes sufren la pérdida de cabello. La calvicie derivada de este tipo tiene la ventaja de que puede mejorar o curarse con la ayuda de tratamiento. Incluso existen casos en los que los efectos se han revertido con el tiempo sin la ayuda de ningún tratamiento. Destacan:

Alopecia androgenética

Está causada por factores genéticos, siendo el tipo de alopecia más frecuente en la sociedad y que afecta generalmente a la mayoría de los hombres, aunque también puede darse en mujeres. Los afectados por la alopecia androgenética empiezan a presentar la ausencia del pelo en las entradas de la cabeza, y a partir de los 40 la alopecia se extiende a la zona de la coronilla.

¿Por qué se produce? Es otra de las cuestiones más planteadas, siendo su respuesta: la presencia de la enzima 5-alfa-reductasa junto con la hormona dihidrotestosterona. Ambas causan la caída del cabello ya que la enzima transforma la testosterona en DHT, provocando que las membranas del cuero cabelludo se vuelvan rígidas.

La androgenética es el tipo de alopecia que más sufren hombres y mujeres.

La androgenética es el tipo de alopecia que más sufren hombres y mujeres.

Alopecia difusa

La alopecia difusa se caracteriza por una pérdida generalizada y progresiva del cabello pero que en ningún caso llega a producir una pérdida total del pelo. El pelo adquiere un aspecto de poca

 vida y lacio, transmitiendo una sensación de escasez y pobreza capilar.

Entre las causas de este tipo de alopecia se encuentran:

  • Fármacos: influyen en el adelgazamiento del pelo y en su caída difusa.
  • Alimentación:  afecta directamente a la salud del cabello. Un pelo sin los nutrientes necesarios se vuele quebradizo, seco y adelgazado.
  • Causas endocrinas: el hipotiroidismo o el hipertiroidismo provocan este tipo de caída.

Alopecia traumática

La alopecia traumática es causada por traumatismos en el cuero cabelludo. Un ejemplo de ello podría ser la fricción agresiva en peinados tensos, sufrir tricotilomanía (arranque de forma compulsiva cabellos por mechones o unidades) o el uso en exceso de planchas o secadores.

Entre los tipos de alopecia existentes, la alopecia androgénica es la más común entre aquellos que sufren pérdida de cabello.

Alopecia areata

Es conocida por la pérdida del pelo en forma de parches circulares en una o varias áreas del cuero cabelludo. En estos tipos de alopecia, en ocasiones evoluciona a una calvicie total, por lo que es importante tener estabilizada la calvicie antes de intentar remediar el cabello perdido.

En la alopecia areata la enfermedad tiene un desarrollo difícil de predecir. A veces el pelo vuelve a crecer en unas semanas mientras que en otros casos la alopecia es progresiva, produciéndose una caída total del pelo.

Las causas se asocian con el perfil genético, el estrés emocional, las reacciones inmunes o autoinmunes o la hipersensibilidad de herencia familiar.

Todos los tipos de alopecia tienen diferentes causas y síntomas que deben ser estudiados antes de intentar poner una solución.

Todos los tipos de alopecia tienen diferentes causas y síntomas que deben ser estudiados antes de intentar poner una solución.

Alopecia por síndromes hereditarios

Se deben a una rara enfermedad que afecta al desarrollo normal del cabello. Esta anomalía se conoce como atriquia congénita y es un síndrome hereditario recesivo donde las personas afectadas pierden la mayor parte o la totalidad del pelo durante los primeros meses de vida.

En este grupo también podemos encontrar otras enfermedades como el síndrome de Menkes, la alopecia triangular temporal o el síndrome de Anagén.

Alopecia por medicamentos

El consumo excesivo de fármacos o drogas en cantidades incontroladas pueden provocar una caída abundante del pelo. Entre estas sustancias se encuentran los anticoagulantes, ácido bórico, yodo, fármacos para tiroides o la vitamina A.

Alopecia por enfermedades sistémicas

Está asociada a enfermedades de origen endocrino. Se debe a una regulación anormal de las hormonas de las glándulas del sistema. También tiene su origen en un lupus eritematoso o por un déficit nutricional.

Un caso particular de este tipo de alopecia es la alopecia frontal fibrosante. Se presenta como un efecto hormonal que deriva de la menopausia, produciendo un retroceso de la primera línea frontal. En algunos casos también se produce la pérdida en axilas y cejas.