Clínica Esbeltia Málaga
Clínica Esbeltia Málaga

Baja laboral tras un injerto de pelo

Comentarios

¿Cuándo se puede volver al trabajo después de un injerto capilar?

El período de baja laboral tras un injerto de pelo centra una de las principales cuestiones que surgen entre los pacientes que pretenden someterse a una cirugía de este tipo. Para responder a este asunto, podemos comenzar asegurando que el trasplante capilar es una operación estética muy poco invasiva y que apenas penetra en el organismo.

Además, el injerto capilar es una operación quirúrgica ambulatoria que no requiere internamiento clínico. En muy contadas excepciones aparecen efectos secundarios y, en cualquier caso, se utiliza anestesia local, con lo que el sujeto permanecerá consciente en todo momento pero no experimentará ninguna clase de dolor a lo largo del procedimiento.

En el trasplante capilar, al tratarse de una intervención que cuenta con unos resultados magníficos y con escasos riesgos, el tiempo de recuperación que posteriormente precisa es bastante breve. Es decir, que el paciente podrá recuperar su rutina habitual en un corto plazo. En esta rutina se incluye, como es lógico, la reincorporación a su puesto de trabajo.

¿Qué plazo de tiempo abarca una baja laboral después de esta cirugía?

Si verdaderamente se desea acortar el período de recuperación tras una cirugía de injerto de pelo, es condición fundamental para el paciente que atienda a la totalidad de recomendaciones postoperatorias que el cirujano le exponga.

El implante de pelo es una cirugía poco invasiva con un tiempo de recuperación breve.

El implante de pelo es una cirugía poco invasiva con un tiempo de recuperación breve.

Es cierto que el plazo de recuperación necesario difiere según se emplee la técnica FUE o, por el contrario, se opte por el método de la tira o FUSS. No obstante, siempre y cuando el individuo cumpla las indicaciones propuestas por el especialista, se encontrará en condiciones de reiniciar su actividad doméstica diaria a las 48 horas de la cirugía.

Respecto al regreso a sus labores profesionales después de un injerto de pelo, este podrá tener lugar aproximadamente a la semana y media de concluir la intervención, pues las manifestaciones visibles del implante de cabello suelen tener esa duración: entre 10 y 15 días.

Cuando, en las primeras jornadas, el sujeto guarda el reposo indicado, la herida que presenta como consecuencia de la incisión en el cuero cabelludo, sanará mejor y a mayor velocidad. En cualquier caso, no hay probabilidad alguna de que aparezca ningún rechazo, pues en el implante se utiliza pelo de la misma persona.

El alta médica tras un implante de pelo depende del puesto de trabajo

La ocasión para que el paciente se reincorpore a su desempeño laboral después de haberse sometido a una intervención de injerto capilar, varía sustancialmente según la actividad a la que se dedique y a cuáles sean sus tareas específicas dentro de la misma.

De este modo, en caso de que sea una ocupación que requiera un notable esfuerzo físico o se desarrolle a la intemperie, son necesarias varias semanas para que la persona pueda volver al trabajo y dé por finalizado su período de baja. Lo mismo sucede con los deportistas, que habrán de cesar la práctica de ejercicio físico a lo largo de cierto tiempo.

Después de un injerto de pelo el paciente podrá volver pronto a su actividad laboral, siempre que esta no implique grandes esfuerzos físicos.

Y es que no se debe obviar que una actividad física de alta intensidad acelera la circulación de la sangre también en el cuero cabelludo, situación que en algunos casos puede causar determinados riesgos, como por ejemplo:

  • Afectar a los folículos pilosos recién injertados.
  • Derivar en algún proceso infeccioso.
  • Provocar cierta inflamación.
  • Originar hemorragias y sangrados.

Por el contrario, si el empleo llevado a cabo por el paciente no precisa de la realización de excesivos esfuerzos ni de movimientos repentinos, en la mayoría de casos puede retomarse en esos 10 días señalados anteriormente.

Con la técnica FUE la baja laboral tras un injerto de pelo es más corta que cuando se utiliza el método FUSS.

Con la técnica FUE la baja laboral tras un injerto de pelo es más corta que cuando se utiliza el método FUSS.

Sea de uno u otro modo, es el cirujano quien tiene la última palabra acerca del período concreto que cada persona debe permanecer de baja laboral, que vendrá definido por la función exacta que esta acostumbre a desempeñar.

¿Qué medidas capilares podrían acortar el período de baja profesional?

La duración del plazo durante el cual el paciente estará apartado de sus compromisos profesionales, también se determina en función de si los cuidados posteriores a la cirugía de injerto capilar son los idóneos o no.

En este sentido, transcurridas 48 horas desde la finalización de la intervención quirúrgica, la persona vuelve a recuperar buena parte de su rutina habitual, siempre y cuando adopte las siguientes medidas de seguridad elementales:

  • A lo largo de los 15 días iniciales, tendrá que evitar la exposición directa al sol. Es decir, en tales casos, deberá utilizar algún sombrero o gorra que le proteja la zona tratada.
  • Otra premisa es no realizar la práctica de actividades físicas que requieran un esfuerzo notable hasta dos o tres semanas después del injerto de pelo, pues estas actividades deportivas pueden causar una sudoración excesiva lo que, a su vez, podría derivar en una infección del área afectada y ralentizar el proceso de formación de cicatrices.
  • Tanto el pelo implantado como las áreas donante y receptora requieren unas precauciones específicas, por lo que el especialista le proporcionará al paciente la información necesaria para que este pueda lavarse la cabeza de manera adecuada.

En la web Injertos de Pelo se puede encontrar una gran cantidad de información acerca de la cirugía capilar. No obstante, el conjunto de profesionales responsable de la cirugía de implante capilar siempre efectuará el debido seguimiento tras la misma, pues gracias a él se podrá verificar que la recuperación y la formación de cicatrices transcurren por los cauces esperados. Si no fuese así, el cirujano capilar propondrá las correcciones oportunas y el tiempo de baja laboral tras el injerto de pelo.

Nuestro artículo

Únete para comentar
;